Una estación para pensar

Una estación para pensar
junio 10, 2019 armaza

Desde que Tócate Mucho se presentara dentro de la Muestra de Cine Realizado por Mujeres de Huesca -23 de marzo- hemos estado pensando qué sucedió durante esa pequeña gira que nos llevó a también al Coño’s Project en Salamanca y a La Ingobernable en Madrid, en estas dos últimas junto a Revista Amazonas. Nos ha llevado un tiempo, casi toda una estación, pues llevamos un paso conscientemente desacompasado al frenético ritmo que obligan el algoritmo.

De las proyecciones que se realizaron, observamos lo siguiente.

Interés en cómo se había articulado la participación en el relato audiovisual.

Ya habíamos escrito del proceso de elaboración y difusión de la encuesta y de la convocatoria posterior para las entrevistas. Nos quedaba por mencionar  cómo concretamos quién participaría en dichas entrevistas.

Pues bien. Cinco de las participantes respondieron a las diferentes llamadas que hicimos a través de las redes y medios on-line a la participación en la fase 2. Las otra cinco respondieron a una invitación que hicimos a propósito.

Los criterio para la elección/invitación que manejamos fueron los siguientes.

  • Ser de Huesca (de origen o adopción) y residir en la provincia oscense, y haber facilitado una forma de contacto (mail o teléfono) sirvieron para reducir la muestra a un centenar del total de 562 mujeres que habían participado en la encuesta.
    • De las 10 participantes cuatro residían en localidades de la provincia y seis en Huesca ciudad.
  • Edad. Era importante buscar un equilibro en rangos de edad. La participación por edades se concentra entre los 20 y los 49.
    • Las edades de las participantes van desde los 21 hasta los 82, en el momento en el que se realizaron las entrevistas (Junio, 2018)
  • Orientación sexual. Se realizaron invitaciones dirigidas a asegurar, al menos, la diversidad que presentaba la muestra seleccionada en relación a las opciones de respuesta de la pregunta 14.
    • Finalmente, quedan representadas la heterosexual, bisexual, pansexual y ‘otras’ sin especificar, a pesar de que no se mencionen estrictamente en el relato audiovisual.
  • Identidad sexual. En la muestra con la que trabajamos aparecen representadas las identidades no binaria y cisexual. Del mismo modo se realizan invitaciones para asegurar la representación de ambas identidades.
    • En el relato audiovisual solo queda representada la identidad cisexual.
  • Además, nos fijamos en las repuestas a las siguientes preguntas incluidas en la encuesta: 2, 15, 33, 40, 42, 66.

Con el propósito de lograr un grupo diverso y heterogéneo se cursaron 21 invitaciones para completar el número que mujeres que buscábamos, entre 10 y 13. En ese propósito nos encontramos con algunas dificultades y conflictos que expusimos en el post ‘La necesidad de explicar que faltan voces’.

El debate que trascienda el proceso está pendiente.

En todos los encuentros que llevamos a cabo se reservó un tiempo para el intercambio de opiniones. El proceso de ejecución del proyecto ocupó la mayoría del tiempo de este debate en todos esos espacios. Esto nos agradó mucho. Fue, y seguirá siendo, enriquecedor y estimulante compartir un proceso que disfrutamos y del cual aprendimos mucho.

No escuchamos apenas críticas (más allá de las ya mencionadas unos párrafos más arriba sobre la falta de diversidad racial y de identidad sexual), aunque nos gustará escucharlas.

En cada uno de los lugares que presentamos, de entre las personas asistentes surgieron aportaciones experienciales, percepciones de quienes habían participado en la encuesta, y hasta hubo algún hombre que admitió haber reconocido, en los testimonios arrojados en el audiovisual, los pareceres de mujeres que habían sido sus compañeras.

Nos gustaron estos despuntes, pues van en la dirección de naturalizar estos discursos. En las próximas proyecciones intentaremos facilitar un debate dirigido a trascender el proceso de elaboración del proyecto y que ayude a poner la sexo-afectividad en el centro.

¿Está abierto al placer masculino? ¿Vais a contar historias de hombres?

Algunos hombres que atienden a lo que hemos dicho hasta ahora nos han hecho estas preguntas. Nuestra respuesta ha sido la siguiente. Tócate Mucho, tal y cómo está conformado en la actualidad, está dirigido a contar historias de mujeres, sobre los cuerpos y el placer femenino. Esto no implica que no veamos necesario el que los hombres expongáis vuestros relatos sobre cómo vivís vuestra relación con vuestros cuerpos y vuestras vivencias entorno al placer y la construcción de vuestro deseo. Es más, es muy necesario que lo hagáis. Y creemos que la reflexión (individual y colectiva si seguimos el modelo propuesto desde Tócate Mucho) a la que obliga pensar el cuerpo y el placer es una oportunidad excelente para empezar a cuestionar el modelo masculinidad dominante, si no lo habéis empezado ya.

Os invitamos a pensar  y a compartir de qué manera se podría articular la construcción de este relato sobre los cuerpos y el placer masculinos. Nuestro correo también está abierto a vosotros: hola@tocatemucho.com.

¡Os esperamos!

 

 

 

 

 

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*